El otro día hablaba con una amiga de las necesidades que nos creamos, esas que nos inventamos cuando tenemos más que cubiertas las que de verdad son importantes. Ambas llegamos a la conclusión de que la salud es lo único realmente imprescindible, la nuestra y la de aquellos a los que queremos, y que mientras contemos con unos análisis en los parámetros adecuados no tenemos derecho a quejarnos.

Pinterest
Pinterest

Esa es la teoría pero después también hablamos de lo mucho que fallamos en nuestro día a día, tanto en lo profesional, como en lo personal. Nos lamentamos más de la cuenta de las pequeñas frustraciones que nos recuerdan que estamos en pleno partido, esas que en realidad nos deberían motivar para saltar al campo con más ganas y tirar a portería las veces que queramos. Recuerda que esto no acaba hasta que suene el pitido final, hay tiempo…

Pinterest
Pinterest

A raíz de este rato tan agradable, me di cuenta de las necesidades que tengo hoy por hoy… Necesito conversaciones de ese tipo, en las que arreglas el mundo y te quedas con ganas de seguir intentándolo, de esas que te recuerdan por qué es importante para ti la persona que tienes enfrente. Necesito aprender que hay cosas que escapan de nuestro control y que el futuro es eso que vamos construyendo aquí y ahora, necesito mimar mi presente.

Pinterest
Pinterest

Necesito viajar para acortar distancias, necesito sinceridad a raudales y reírme de los imprevistos. Necesito escuchar esas voces que me recuerdan quién soy, esas que hacen del teléfono el mejor invento. Necesito un buen libro en la mesilla, necesito leer y escribir, porque lo segundo sin lo primero es imposible. Necesito ver una sonrisa en la cara de ciertas personas y esto es puro egoísmo, ya que tienen el inmenso poder de contagiármela automáticamente, porque su felicidad es la mía.

Pinterest
Pinterest

Necesito esperanza, porque sin ella me veo incapaz de dar un solo paso y también ilusiones que estén a mi alcance, no aquellas que se disipan cuando te vas aproximando a ellas. Necesito que ganen los buenos, esas personas que van de frente por la vida y que, a base de esfuerzo y de hacer las cosas bien, recogen los frutos merecidos. Necesito no perder mi capacidad de asombro, necesito no acostumbrarme y disfrutar de cada segundo. Lo necesito.

Pinterest
Pinterest

 

12 comentarios en “Lo que necesitamos”

  1. Al final, lo necesario, es lo que debmos tener cerca porque nos es indispensable. De hecho necessarius en latín era pariente, amigo, aliado…Indispensable, como tú…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *