Quien no sabe mentir, es mucho más feliz. Quien da los buenos días a los que le rodean -por cualquier vía-, se asegura el mejor comienzo. Quien no pierde su capacidad de asombro, sabe disfrutar con las pequeñas cosas y, cómo no, con las grandes personas. Quien cree en sí mismo, lo va a conseguir -lo que sea, cuando quiera-. Quien sueña sin necesidad de estar dormido, sabe que la combinación de esfuerzo y ganas es infalible para llegar y, sobre todo, para quedarse.

Quien escribe cartas tiene la capacidad de emocionar al destinatario, de hacer sentir especial con pocos trazos, de transmitir a base de tinta y papel lo que no cabe en un correo electrónico. Quien tiene fe nunca es defraudado, nunca. Quien mira el lado bueno de las cosas y lo comparte, enseña a quien tiene cerca mucho más que cualquier libro. Quien es realista, tiene recursos para enfrentarse a lo que está por venir, a lo que está por reír y llorar. Quien da un paso al frente, es un valiente y merece encontrar a más como él por el camino, no habrá mayor recompensa.

Quien abandona lo cierto por lo incierto, da ejemplo sin pretenderlo. Quien comparte sus miserias con sus amigos, da una lección de humildad. Quien respeta a cada persona como lo que es, un igual a él, lo habrá entendido absolutamente todo. Quien siembra calma, recoge miradas que reconfortan. Quien abraza fuerte, tiene la capacidad de encajar de nuevo los trocitos que otros han perdido por el camino.

Quien siempre está para -al menos- una persona, comprende el significado de la palabra lealtad de forma plena. Quien procura estar al día de lo que le preocupa a sus amigos, sabe relativizar sus problemas. Quien comparte sus ilusiones y asume las de los demás como las suyas propias, tiene muchas más posibilidades de alcanzar la felicidad. Quien olvida lo malo y procura quedarse con lo bueno, es consciente de que la vida le da mucho más de lo que le quita y, a veces, se empeña en devolverlo, mejorando todo lo que toca.

Pinterest

Quien es agradecido, gana siempre -incluso cuando pierde-

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *