Pisar el acelerador por vez primera, con la vista puesta en lo que está por venir, prestando poca atención al freno; escuchar los acordes que te anuncian que va a sonar tu canción, esa certeza de saber que te va a gustar lo que vas a escuchar; dar ese paso que dará lugar a otros, con los que acabarás haciendo camino; los nervios que vaticinan cambios, nadie te asegura que sean para mejor pero llevas la ilusión por bandera… Benditos comienzos.

Pinterest
Pinterest

Y es bonito ponerte en marcha cuando recibes tantos buenos deseos, de esas personas que siempre te animaron y hoy disfrutan tanto o más que tú de lo bueno que vas recibiendo. Es bonito recordar todo lo que te ha llevado al punto en el que te encuentras hoy, los malos ratos que te curtieron y los buenos que te animaron a continuar. Es bonito ajustar cuentas, suma aquello que te hizo sentir bien y resta lo que quisieras olvidar, verás como te gusta el resultado.

Pinterest
Pinterest

Es bonito arrancar con ganas, con esas que no se desvanecen a la primera de cambio, con esas que resisten la aparición de contratiempos y con esas que te hacen sentir capaz de todo. Es bonito tener la certeza de que allí y aquí encajarán las piezas, de que los kilómetros nos separan físicamente pero nos unen más a quienes queremos. Es bonito ir aprendiendo poco a poco, empezar un folio en blanco e ir escribiendo una línea cada día, con algún que otro tachón, pero que nadie pueda borrar.

Pinterest
Pinterest

Es bonito atreverse y decir sí, tener seguridad en un mismo aun sabiendo que puedes fallar a diario. Es bonito, al fin y al cabo, comenzar, que te den la oportunidad y hacerte merecedor de la confianza puesta en ti a cada minuto. No será fácil, pero con total seguridad será bonito.

Pinterest
Pinterest

@RocioLacave

12 comentarios en “Será bonito…”

  1. Pues sí, benditos comienzos… Ésa debe ser la razón por la que mi vida lleva dando vueltas tantos años!! Y es que no hay mayor subidón emocional que cuando comienzas algo…

  2. Los comienzos nunca suelen ser fáciles dado que siempre son una experiencia nueva que no sabemos cómo va a ir transcurriendo, y además porque normalmente tememos al cambio.
    Lo importante para que las cosas nos salgan bien, en ese nuevo comienzo, es hacerlas con ilusión y sobre todo con el corazón.
    Solamente haciendo lo que uno desea realmente, seremos felices y tendremos la fuerza necesaria para poder afrontar ese nuevo comienzo. Un nuevo camino, que al ser lo que realmente deseamos, nos va a aportar muchas alegrías.
    Por otro lado cuando alguien teme a un nuevo comienzo quizás debería replantearse a qué se debe ese temor… si es sólo por miedo a fracasar o porque ese temor es una advertencia de su corazón, que le está indicando que no es realmente desea.
    Pero lo dicho… la respuesta de si ese nuevo comienzo es el que de verdad queremos sólo la podemos encontrar dentro de nuestro corazón.
    Una entrada muy bonita, que transmite que no hay que tener miedo al cambio si en verdad ese nuevo comienzo es lo que deseamos.
    Un saludo =).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *