La mejor victoria

Y, de repente, se cumplen los sueños… De repente dos pasan a ser tres, después de nueve meses de espera la familia al fin estará completa. Y yo siento su alegría como la mía propia porque son grandes personas, porque siempre me han hecho partícipe de su historia y no se me ocurre mejor final de un…