Tú la llamas mamá

Es el día de la generosidad infinita, el de “dar sin recordar y recibir sin olvidar”. Mayo trae consigo el día de la madre y a mí me encanta que me dé la oportunidad de hacerle saber a la mía que estas líneas son suyas… Ella es así, de hacer favores antes de que se los pidan,…

Julio que renueva

En julio nos pueden las ganas… La impaciencia se apodera de nosotros porque sabemos que todos los planes que hemos ido haciendo en las últimas semanas están más cerca de hacerse realidad, vamos a templarla que esto no ha hecho más que empezar. Nos empezamos a alejar paulatinamente de nuestras preocupaciones y también de esas…

Mirando al cielo

Hace unos días la “súper luna” paró nuestras vidas… Algunos informativos abrieron anunciando que este fenómeno ya había tenido lugar a finales de la década de los cuarenta y que no se volvería a repetir hasta dentro de treinta años aproximadamente, que era una ocasión única, que la percibiríamos más grande, más brillante… Y todos, de…

Que no espera a nadie

Nos da las mejores respuestas, las más certeras, sin necesidad de que le preguntemos a nadie. Nos ayuda a elegir porque con él acaba llevándose aquellas opciones que un buen día dejan de serlo, dando paso a lo que permanece, a lo que quizás termine siendo lo mejor para nosotros aunque no sepamos verlo con…

Me encanta agosto

Me encanta agosto. Me encanta ver la cara de felicidad de alguien cuando da un sorbo a un vaso de buen vino, porque está disfrutando y se le nota. Me encanta ver las caras de felicidad de quienes tienen cerca a las personas que quieren, se transforman y borran cualquier señal de preocupación que pudiera haber.…

Una hora que se escapa

No sé si nos la merecíamos, ni siquiera si la necesitábamos o por el contrario nos ha sobrado, no sé si la hemos sabido disfrutar o se ha esfumado… Lo cierto es que hoy hemos tenido una hora más, sesenta minutos que son puro regalo para este mundo que se queja de falta de tiempo…

Que se descubran ante ti

“Si quieres conocer a una persona, no le preguntes por lo que piensa sino por lo que ama”. Esta frase de San Agustín me parece clave para plantear las relaciones humanas, al fin y al cabo las ideas cambian, se reemplazan, pero lo que uno ama de verdad rara vez se pierde, es claramente insustituible. Por eso,…